domingo, 11 de diciembre de 2011

EL BRILLO DE UNA ILUSIÓN


  
   Época de sueños, en la que aquellos que recordamos como absurdos, enrevesados e incluso irreconocibles son interpretados a la sombra de un alud desbordante de un goce desmedido y desconocido. ¿Fantasías? ¿Sueños?¿Quién no se ha embriagado alguna vez con una ilusión?¿De qué dependen que se hagan o no realidad?La palabra ilusión viene del latín illusio,-ionis y significa engaño. Gozar, podemos gozar de cualquier cosa, anclarnos en el padecer irreal de nuestros sentidos, vagar por el mundo perdidos rezumando decires y haceres, historias egoístas, incompletas, envueltas por el hastío, sin el sentido humano del amor.
   Miremos al horizonte desde el acantilado y que en cada parpadeo deslumbrado por el brillo de las ilusiones, unas pestañas ardientes acaricien unas manos hechas para el trabajo de los hombres, transformemos la naturaleza, ese brillo, en un haz de luz de un faro donde empapar la mirada de los otros con la constancia y la perseverancia de la labor humana y así poder al fin arribar a buen puerto, donde el marinero a la deriva se encadene a palabras que abracen sentidos de libertad, amor y esperanza.
 
Laura López psicóloga-psicoanalista
lauralopez@psicoanalistaenmalaga.com
610865355

No hay comentarios:

Publicar un comentario