domingo, 29 de diciembre de 2013

¿SABÍAS QUE LA JUSTICIA SOCIAL ES DERIVADA DE LA ENVIDIA PRIMITIVA?


La justicia social significa que nos rehusamos a nosotros mismos muchas cosas para que también los demás tengan que renunciar a ellas, o, lo que es lo mismo, no puedan reclamarlas. Esta reivindicación de igualdad es la raíz de la conciencia social y del sentimiento del deber y se revela también de un modo totalmente inesperado en la “angustia de infectar” de los sifílicos, angustia a cuya inteligencia nos ha llevado el psicoanálisis, mostrándonos que corresponde a la violenta lucha de estos desdichados contra su deseo inconsciente de comunicar a los demás su enfermedad, pues ¿por qué han de padecer ellos solos la temible infección que tantos goces les prohíbe, mientras que otros se hallan sanos y participan de todos los placeres?.
También la bella anécdota del juicio de Salomón encierra igual nódulo. “Puesto que mi hijo me ha sido arrebatado por la muerte-piensa una de la mujeres -,¿por qué ha de conservar ésa el suyo?” Este deseo basta al rey para conocer a la mujer que ha perdido a su hijo.
Así, pues, el sentimiento social reposa en la transformación de un sentimiento primitivamente hostil en un enlace positivo de la naturaleza de una identificación. "Sigmund Freud


Laura López psicóloga-psicoanalista
Tel 610865355
www.psicoanalistaenmalaga.com






No hay comentarios:

Publicar un comentario